Image default

Gómez Centurión deja la Aduana y se va al Banco Nación

El cambio se decidió ayer. Horas antes, Javier González Fraga, titular de la entidad, había desplazado a tres directores.

Las designaciones políticas no sólo se daban en el Gobierno de Cristina Kirchner, y es que hoy, el nombramiento de Juan José Gómez Centurion como vicepresidente del Banco Nación, es muestra de que la meritocracia en el mandato de Mauricio Macri también queda en un costado.

La renuncia de Gómez Centurión se viene rumorando desde hace tiempo, primero, cuando se vio involucrado en un hecho de corrupción, siendo separado de su cargo el 19 de agosto del año pasado, pero volvió a la aduana porque no fueron comprobados, y posteriormente, cuando tuvo que dejar su cargo de manera transitoria durante este año por problemas de salud, complicaciones que lo llevaron a quirófano al menos seis por presentar un cuadro de apendicitis combinado con una infección.

Pero esta tarde, el rumor se convirtió en noticia y el Gobierno no sólo le aceptó la renuncia a Gómez Centurión, sino que lo designó como vicepresidente del Banco Nación. “Gómez Centurión aceptó el nuevo cargo porque lo entendió como un ascenso jerárquico y es más acorde con su delicada situación de salud”, le confirmó al diario La Nación una fuente desde la Casa Rosada.

La gestión del militar retirado durante su paso por la Aduana Argentina es cuestionable o no, pero es importante reflexionar sobre los méritos y conocimientos que tiene para llevar adelante la gerencia de una de las entidades más importantes del país. Es así como desde el  1ero de noviembre, deja la aduana para ser ahora funcionario bancario.

El Banco de la Nación Argentina es una entidad independiente del Estado, que tiene autonomía sobre su presupuesto y administración, pero coordina su acción con las políticas económicas del Gobierno nacional y su objetivo es financiar a las micro, pequeñas y medianas empresas, de acuerdo con su Carta orgánica. Sin embargo, las decisiones de los políticos que gobiernan la Argentina, siempre han sido puestas en tela de juicio a lo que la entidad se refiere.

En el 2015 y tras un decreto firmado por la presidente Crisrina Fernández de Kirchner, designó a Delfina Rossi como direcira del Banco de la Nación Argentina, quien tenía sólo 26 años y se convirtió en ese momento en la directora más jóven de la historia del banco más importante del país. Por supuesto, en ese momento se generaron todo tipo de críticas por su falta de experiencia.

Lo mismo ocurre ahora con Juan José Gómez Centurión, quien es un militar retirado y veterano de la Guerra de las Malvinas, pero son cuestionables sus conocimientos en torno a lo económico y cómo llevar adelante las importantes decisiones que se toman en el Banco Nación que influyen directamente en la situación de un país entero.

Sin embargo, en sus biografías subidas en la web, figura que paso por distintas empresas, con cargos jerárquicos, la única similar a un banco, fue como el de gerente de prevención de ilícitos bancarios en el Banco Velox.

Al dejar su cargo en la aduana, se supo que será reemplazado por Diego Dávila, quien está hoy operativamente en el ente.