Chubut Para Todos

Un hombre se quejó porque le dieron una hamburguesa equivocada, la empleada se enojó y lo echó a los tiros

Tras el brutal ataque, la joven de 22 años fue detenida por la Policía.

Una discusión terminó de la peor manera en un local de comidas rápidas, donde una empleada le disparó a un cliente después de que se quejara porque el pedido estaba incorrecto. El episodio quedó registrado en las cámaras de seguridad del lugar y circuló en redes sociales.

El hecho ocurrió el pasado viernes 14 de junio, cerca de la 1 de la madrugada, en un local de la ciudad de Lakeland, Florida, Estados Unidos. La mujer fue detenida por la Policía y afronta cargos por agresión agravada por el uso de un arma mortal.

La empleada, identificada como Chassidy Gardner de 22 años, estaba cumpliendo con su turno nocturno en el comienzo del fin de semana. La noche del incidente, le había tocado hacerse cargo del área de autoservicio, donde los vehículos hacen su pedido y lo retiran por una ventanilla. Sin embargo, un malentendido desató su irá y la hizo reaccionar desmedidamente.

Discutieron, se arrojaron bebidas y la empleada les disparó

Según indicó la Policía, todo empezó cuando el cliente le hizo un reclamo sobre el pedido que le había entregado. Su queja era porque lo que le había entregado la empleada, no era lo que él había pedido.

Video Placeholder

La empleada tomó el arma, salió al estacionamiento y disparó al auto. (Video: X/@DennD68)

La discusión subió de tono y Chassidy le arrojó una bebida al auto y luego cerró bruscamente la ventanilla. El hombre, se bajó del vehículo, abrió la ventanilla y respondió de la misma manera. Luego, también tiró hielo hacía el interior del local.

Para ese momento, la joven ya había ido a buscar el arma y en la filmación se la observa con el revólver en su mano. La toma de otra cámara la muestra saliendo del local junto a otra empleada, con el arma en la mano. Fue ahí cuando efectúa los disparos en el estacionamiento del lugar.

Afortunadamente nadie salió herido, pero el auto fue impactado al menos una vez. Personal del Departamento de Policía de Lakeland llegó al lugar y se llevó detenida a Chassidy por el delito de agresión.

“Fue totalmente innecesario e injustificado que ella apuntara con el arma a un cliente en el autoservicio… me sorprende que ella tuviera un arma de ese tipo en un lugar como un McDonald’s como empleada”, dijo Orlando Rolón, jefe de policía retirado del Departamento de Policía de Orlando, en diálogo con medios locales.