Image default

Para Burlando, Máximo Thomsen “se ha hundido con sus inventos y mentiras”

Al retirarse del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores, el letrado dijo que la declaración de casi una hora del acusado no tuvo “baches” pero que se trató de “un pozo completo, con inventos y mentiras”.

El abogado de los padres de Fernando Báez Sosa, Fernando Burlando, dijo este lunes que con la declaración de Máximo Thomsen “se ha hundido él” y “todos sus compañeros”, y consideró que la versión de los hechos contuvo “inventos” y “mentiras”.

“Lo que dice que él vio está solo en su imaginación”, opinó este lunes el letrado al retirarse del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores, a cargo del debate por el crimen del estudiante de abogacía ocurrido el 18 de enero de 2020 en Villa Gesell.

“Es insólito. Nunca vi algo así. Se ha hundido él y ha hundido a todos sus compañeros”, señaló Burlando y consideró que la actitud de Thomsen, de 23 años, “es una cobardía total”.

Para el letrado, la declaración de casi una hora del este acusado no tuvo “baches” sino que fue “un pozo completo, con inventos y mentiras”.

Y agregó: “No puede inventar lo que quiere. Lo que él dice no condice con lo que está en los videos. ¿O no vieron los videos o no leyeron la causa? Me parece la peor estrategia que vi”.

Burlando criticó que los acusados “no se atreven ni a decir lo que hicieron” y los calificó de “verdugos”.

“A Fernando lo mataron de una manera cobarde, por la espalda”, concluyó el abogado.

Más temprano, durante el cuarto intermedio, Burlando se refirió a las declaraciones de Juan Pedro Guarino, sobreseído en la causa; y Tomás Colazo, testigo presencial del crimen.

“Estos testigos fueron tremendamente contundentes. No nos olvidemos que son testigos de la defensa. Ni los propios amigos pueden hablar bien de ellos”, dijo el letrado y añadió que para él “hubo muchas contradicciones” en sendos relatos, aunque aclaró que no pedirá que sean imputados por falso testimonio.

Estamos tratando de darle agilidad en las diligencias. Si empezamos a pedir falso testimonio a cada uno sería imposible”, manifestó.

Sin embargo, Burlando destacó que Guarino tuvo “una actitud seria” en su declaración, la cual “fue importante para identificar a casi todos los partícipes del asesinato”.

“Entendimos que su participación fue muy favorable y positiva”, describió el abogado.

Además, Burlando hizo mención a que ambos testigos “son muy amigos” de Luciano Pertossi, otro de los acusados y que, por eso, “es difícil señalarlo” en la escena del crimen.

“A Luciano Pertossi lo ubicó en el lugar del hecho el doctor Laborde, los testigos y el comisario de Gesell”, afirmó el letrado y adelantó: “En el momento de las alegaciones haremos un pequeño seguimiento de cada uno de los acusados”.