Chubut Para Todos

Nayib Bukele amenaza con perseguir a comerciantes “como hicimos con las pandillas”

El presidente de El Salvador advirtió que se identificaron “abusos” en las góndolas por parte del empresariado local. Usó el mismo slogan que el Gobierno de Alberto Fernández: “Precios justos”.

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, uno de los principales aliados de Javier Milei en América Latina, amenazó a los empresarios del rubro alimentario de su país con “perseguirlos” en caso de que no reduzcan los precios y apeló al control de la inflación vía “precios justos”, el mismo nombre del programa de control aplicado por el kirchnerismo entre 2022 y 2023.

Durante una conferencia de prensa, el mandatario salvadoreño remarcó que existe un contexto global que explica la suba del costo de vida alimentaria como “el incremento de los precios de los fertilizantes, las sequías, las inundaciones, etcétera”. No obstante, remarcó que su gobierno identificó “abusos” en las góndolas por parte del empresariado local.

Bukele amenazó a los empresarios de El Salvador con “perseguirlos”

En tal sentido, Bukele aprovechó para lanzar una advertencia directa a importadores, mayoristas, distribuidores y comercializadores de alimentos: “Les quiero recordar que ellos saben que están también fichados por evasión fiscal, por sobornos, por pasar alimentos de contrabando y meter alimentos en puntos no fronterizos, por sobornar a gente de la Aduana y por declaraciones falsas”.

“Así que voy a hacer un llamado como el que le hicimos a las pandillas al inicio del 2019. Les dijimos ‘paren de matar o no se quejen después’. Le voy a dar un mensaje a los importadores, comercializadores, mayoristas y distribuidores de alimentos: paren de abusar del pueblo salvadoreño o no se quejen después. Porque todos están fichados y ustedes saben los delitos que han cometido. No va a ser una multa por el incremento de los alimentos lo que les vamos a poner. Espero que mañana los alimentos estén a precios más bajos de lo que están ahora. No es broma”, disparó.

Siguiendo esa línea argumental, el jefe de Estado salvadoreño reconoció que hay subas justificadas en los valores de los productos alimentarios pero reparó en que algunos productos que crecieron el doble en las últimas semanas. “Estábamos ocupados con las pandillas, no teníamos tiempo de ir tras esos otros delitos. Pero ahora sí tenemos tiempo. Paren de abusar. Espero precios más bajos mañana o van a tener problemas”, amenazó.

“Precios justos”: la coincidencia entre Bukele y el kirchnerismo

Al mismo tiempo, Nayib Bukele exigió que a partir de estos días haya “precios justos” en los supermercados, almacenes y demás bocas de expendio de El Salvador. “¿Qué significa? ¿El precio que la población quiere? No, significa el precio al que ustedes adquieren el producto más una ganancia razonable. Tienen un montón de delitos por ahí por los que sí podemos perseguirlos“, sentenció el líder del país centroamericano.

Se trata de una llamativa coincidencia con el programa de control de precios que implementó el ex ministro de Economía Sergio Massa a fines de 2022 como una continuación de “Precios Cuidados“. Aunque, en el caso del gobierno kirchnerista, la iniciativa contemplaba un congelamiento de los precios de una canasta de artículos durante cuatro meses.

Con la finalidad de mantener a raya la inflación en las góndolas, la medida se renovaba al cumplirse el período estipulado y, por lo general, sumaba nuevos productos. A pesar de la vigencia del plan, los alimentos escalaron 251,3% entre diciembre de 2022 y el mismo mes de 2023, muy por encima del índice general (211,4%).

Tanto el método Bukele como la fórmula de Massa se encuentran en las antípodas de la ideología económica que pregona Milei. Desde su asunción, el libertario ejecutó un cese inmediato de los controles y la liberación total del sistema a fin de corregir la distorsión de los precios relativos que tuvo lugar durante los cuatro años de gestión de Alberto Fernández. Ese proceso, sumado al salto de cambio de 118%, propició un primer fogonazo inflacionario de 25,5% en diciembre y, con el correr de los meses, se estabilizó en torno al 4%-5%.

El vínculo de Milei y Bukele

Si bien el oficialismo argentino aborrece los controles, levantó la voz cuando las empresas de medicina prepaga elevaron las cuotas mensuales muy por encima de la dinámica inflacionaria de los primeros meses de 2024. De hecho, obligaron a las compañías a retrotraer parte de las subas, ajustar vía Índice de Precios al Consumidor (IPC) y devolver el excedente a los usuarios.

Más allá de las discrepancias en la gestión de los precios, la relación del presidente argentino con su par de El Salvador es estrecha. El Poder Ejecutivo argentino no sólo asistió a la ceremonia de asunción de su par centroamericano en su segunda investidura y mantuvo una reunión bilateral con su par sino que también se mostró alineado en cuestiones políticas y de seguridad interior.

En efecto, la ministra de Seguridad Patricia Bullrich visitó al mandatario salvadoreño y recorrió las megacárceles donde alojan a los presos en el marco de la “guerra de pandillas”. La idea de la ex presidenta del Pro es replicar el modelo en Rosario para combatir al narco.