Image default

Misionera pide a Macri que interceda por ella en Egipto

La mujer oriunda de Montecarlo, Misiones, se encuentra en Egipto sin poder salir de ese país por una restricción que le puso su marido. Quiere que le otorguen el divorcio y le saquen la restricción para poder salir del país legalmente y así, poder volver a ver a sus hijas. “Pido al mismo Presidente que solicite que se me permita salir del país, no cometí un delito, simplemente me fui de la casa porque hay agresiones”, expresó.

Señaló que vivió una situación de agresión física y psicológica de su marido y no aguantó más. Dejó su hogar y pretendía volver a la Argentina con el divorcio para obtener el derecho de visita a sus hijas.
Ahora está viendo en la casa de una familia a donde está ayudando con las tareas de del hogar. Con sus abogados está haciendo los papeles. Pese a que asegura que está bien “todo se está alargando mucho”, expresó. Explicó que al tener ella una restricción hecha por su marido, no puede salir del país ni trabajar.
Sostuvo además que si la encuentran, pueden llevarla a la casa nuevamente. “Acá las leyes son diferentes, la mujer es propiedad del hombre”. Contó que hizo una contrademanda, ya que si le hacen una restricción a un egipcio cualquiera, tienen su familia allá, sin embargo ella se encuentra sola, sin familiares.
Aseguró que si su marido le da el divorcio, ella podrá entrar y salir ya que no será más propiedad de él.
En cuanto a la relación con sus hijas, contó que ellas no se adaptaron en Argentina, dijo que trabajó en varios emprendimientos en Misiones, pero se volvió a Egipto porque sus hijas que diariamente pedían volver a su cultura con sus familiares que crecieron allá y “yo hice todo lo posible por mis hijas y volví a Egipto”, expresó. Contó que las nenas decían que “este es tu paraíso pero nuestro infierno”, en relación a Misiones.
Es así que decidió volver a ese país, pero le advirtió a sus hijas que si él volvía a maltratarla ella dejaría todo.
Asimismo contó que una oportunidad, estando ya en Egipto nuevamente, él volvió a ser violento. “Yo intenté suicidarme tomando pastillas, el me tiró al piso, me puso enfrente a mis hijas y les decía, miren como quieren las madres occidentales a los hijos, prefieren morirse antes de estar con sus hijos”, relató.
Las nenas le pedían por favor que vomitara y fue así que hizo todo para limpiarse y comenzó a reflexionar sobre la vida que estaban teniendo sus hijas. Ahora su objetivo es solamente salir legar para poder volver a ver a sus hijas.