Image default

Lula reanudará las relaciones diplomáticas de Brasil con Venezuela

Mauro Vieira, el futuro ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, reveló que el recién electo presidente, Luiz Inácio ‘Lula’ da Silva, pidió organizar una misión diplomática para enviarla a Caracas a principios de enero previo al restablecimiento formal de relaciones diplomáticas.

Otra puerta se abre para Venezuela. El futuro ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Mauro Vieira, anunció el miércoles que el presidente electo Luiz Inácio ‘Lula’ da Silva restablecerá las relaciones con Venezuela una vez que tome posesión el 1 de enero.

Vieira anunció que una misión diplomática será enviada a Caracas a principios de enero con el fin de organizar la residencia oficial brasileña, antes de que un embajador sea nombrado y ratificado por el Congreso brasileño. 

Las relaciones diplomáticas entre Brasil y Venezuela fueron suspendidas en 2020 por el actual gobierno derechista de Jair Bolsonaro. En 2019, Bolsonaro emitió un decreto con el que prohibió el ingreso a Brasil de los altos cargos del gobierno venezolano, incluido el propio presidente Nicolás Maduro. 

“Lo que haremos a partir del primero de enero enviando primero a un encargado de negocios para recuperar los edificios que allá tenemos, de residencia y de Cancillería, y también para reabrir la embajada y posteriormente nombraremos a un embajador para trabajar junto con el gobierno venezolano”, comentó Vieira en un rueda de prensa. 

Al ser cuestionado por los periodistas sobre reanudar lazos con Nicolás Maduro y no con la presidencia autoproclamada del líder opositor Juan Guaidó, el futuro ministro de Relaciones Exteriores de Brasil reiteró que se abrirá la Embajada junto “al gobierno que está ahí. El gobierno que fue electo que está allá, que es el gobierno del presidente Nicolás Maduro”. La embajadora de Juan Guaidó en Brasil, María Teresa Belandria, a quien Bolsonaro reconoció como representante de Venezuela en Brasil, ya se prepara para abandonar el país antes de que ‘Lula’ juramente como el nuevo mandatario.

El gobierno entrante de Brasil establecería también la entrada de Maduro en el país para que pueda asistir a la toma de posesión de ‘Lula’, eliminando el decreto firmado por Bolsonaro. El funcionario aseguró que la instrucción que recibió del presidente electo es “reconstruir puentes” con los vecinos de América del Sur, donde la mayoría de países está gobernado por mandatarios de izquierda. 

Brasil, de vuelta al escenario internacional 

El funcionario electo mencionó que uno de los primeros viajes internacionales de ‘Lula’ da Silva como presidente de Brasil será hacia los países miembros de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), especialmente acercamientos con Argentina con una visita oficial con el presidente Alberto Fernández. 

“El presidente ‘Lula’ me orientó a desarrollar, reorientar y reconstruir los puentes con nuestros aliados tradicionales como Estados Unidos, China y la Unión Europea”, manifestó Vieira, al tiempo que aseguró que en Brasil “queremos tener con esos países una relación intensa, productiva, equilibrada y soberana a desarrollar dentro de los intereses nacionales todas las posibilidades de cooperación”. 

El futuro encargado de la política exterior comentó que el nuevo presidente buscará retomar el protagonismo de Brasil en foros internacionales que durante el gobierno de Bolsonaro fueron abandonados, como la Celac o Mercosur. 

Luego de siete años del cierre de fronteras entre Colombia y Venezuela, el 26 de septiembre de 2022 Bogotá y Caracas restablecieron formalmente relaciones diplomáticas. El izquierdista Gustavo Petro nombró a un embajador en Caracas y asistió a la reapertura del puente internacional Simón Bolívar, que une ambos países. 

Nicolás Maduro anunció esta semana su intención de abrir totalmente los pasos fronterizos con Colombia a partir del 1 de enero de 2023, una medida pospuesta en repetidas ocasiones tras el restablecimiento de los lazos diplomáticos y comerciales entre los vecinos sudamericanos. 

Este año los gobiernos de izquierda obtuvieron nuevas plazas en las urnas de América Latina, con la llegada al poder de nuevos rostros en Honduras, Chile y Colombia, así como el regreso al poder del Partido de los Trabajadores, PT, en Brasil. 

Vieira aseguró que al menos 17 jefes de Estado confirmaron asistencia para la toma de posesión el 1 de enero en Brasilia, que se realizará bajo fuertes medidas de seguridad tras las protestas de los seguidores de Bolsonaro, quienes piden al ejército impedir el regreso de la izquierda en Brasil. 

Por Jorge Hurtado-France24