Image default

Emergencia ocupacional: qué implica la prórroga de seis meses del Gobierno

Reducción gradual de la doble indemnización y fin de la prohibición de despidos. Quiénes aplican y qué dijo el Ejecutivo.

Con el objetivo de amortiguar el impacto de la crisis económica potenciada por la llegada de la pandemia, el Gobierno había decretado una serie de medidas para proteger el empleo que despertaron el fuerte repudio del sector empresarial. Este viernes, la administración nacional prorrogó la emergencia ocupacional hasta junio de 2022. ¿Cuáles son los principales puntos a tener en cuenta?

• Doble indemnización. A través del decreto 886/21, el Ejecutivo planteó un cronograma para su reducción gradual y escalonada. A partir del 1 de enero hasta el 28 de febrero, el trabajador despedido sin causa podrá cobrar su indemnización común y además un 75% extra de esa misma. Dicho porcentaje se reducirá a 50% desde marzo hasta el 30 de abril, fecha a partir de la cual bajará al 25% que se mantendrá hasta el 30 de junio.

• Límite máximo. En cualquiera de los casos, el monto adicional no podrá exceder los $500 mil.

• Los que no aplican. Al igual que cuando en su momento se estableció esta normativa, el beneficio no aplica para aquellos que hayan firmado su incorporación a su actual trabajo después de mediados de diciembre de 2019, cuando se publicó el decreto original en el Boletín Oficial.

• Qué dijo el Gobierno. Desde la Casa Rosada destacaron que “se observa un marcado proceso de recuperación del empleo asalariado registrado del sector privado”. La recuperación en el tercer trimestre de este año fue del 8,2%, pero en el Ejecutivo señalaron que ese crecimiento aún “se encuentra un 5% por debajo del nivel observado en diciembre del año 2015″. Por eso, estos últimos meses de vida que le quedarán a la medida serán clave para “mantener el objetivo de acrecentar el nivel de protección de trabajadores y trabajadoras formales mediante un incremento de los resarcimientos originados en los despidos incausados”.

• Prohibición. Uno de los puntos más discutidos por la cúpula empresaria en el último año y medio tuvo que ver con la prohibición de despidos. Una medida que fue cumplida en mayor o menor medida, pero que tendrá su fin este 31 de diciembre. En 2022 no existirá más esa restricción.