Image default

Chodos aseguró que las metas del acuerdo con el FMI son “cumplibles”

El director por el Cono Sur ante el Fondo manifestó que “el margen para que haya un problema” en la reestructuración “es menor”.

El director por el Cono Sur ante el Fondo Monetario Internacional (FMI), Sergio Chodos, defendió el acuerdo alcanzado entre la Argentina y el organismo de crédito para reestructurar la deuda externa contraída por el gobierno de Cambiemos y aseguró que las metas del plan son “asequibles” y “cumplibles”.

Chodos manifestó que “cuando hay unas metas que son asequibles y parámetros de objetivos medulares que son cumplibles, el margen posible para que haya un problema en una revisión es menor”.

“Es una preocupación absolutamente obvia, legítima, natural y evidente lo de las revisiones por parte del Fondo Monetario, y donde tiene mayor relevancia el trabajo de firmar algo que no sabe que se va a cumplir y que esté dentro de lo que uno cree filosóficamente que va a ocurrir”, afirmó este lunes en una entrevista con El Destape Radio.

Según las cláusulas conocidas del acuerdo, la reestructuración de la deuda de 44 mil millones de dólares contraída durante el gobierno del expresidente Mauricio Macri se basará en un programa de Facilidades Extendidas que contará, para cada desembolso, un período de repago de diez años, con cuatro años y medio de gracia. Estos desembolsos estarán condicionados a revisiones técnicas que realizará el Fondo cada tres meses, durante dos años y medio y que finalizarán en el segundo semestre de 2024.

Según Chodos, los nuevos desembolsos van a “tener un tamaño ligeramente mayor del endeudamiento de Macri por el tema de los pagos ya realizados de capital e intereses”, los cuales se seguirán pagando durante los próximos cuatro años.

En este sentido, reconoció que el cronograma específico sobre los desembolsos “se está discutiendo todavía” en una “discusión más técnica” que “tiene que ver con el nivel de necesidad de fortalecimiento de reservas”. “Es algo parecido de lo que va a empezar a pasar con la deuda de los privados, donde se arranca con poco, con un esquema de intereses y después ya van sumándose las cuotas de refinanciamiento de capital”, profundizó.

Por último, reafirmó la intención de gobierno argentino de seguir “luchando” por la problemática de los sobrecargos que debe pagar Buenos Aires al haber contraído una deuda con el Fondo que supera la cuota que la Argentina posee en el organismo y que, explicó el funcionario, en la deuda de 2018 superó el mil por ciento.